Pedro Almodóvar viene a México

Home / Cine / Pedro Almodóvar viene a México
Pedro Almodóvar viene a México

Nueva York, 7 Oct (El Heraldo de México).- Después de 21 películas rodadas en su natal España, Pedro Almodóvar se dispone finalmente a cruzar el charco para dirigir su primera cinta en continente americano.

Almodóvar reveló que su próxima producción será en México y Estados Unidos, con diálogos mayormente en inglés y con algunas escenas bilingües.

“Estoy escribiendo y de hecho ya tengo lo que se llama el primer borrador de lo que supongo (será mi próxima película), porque hasta que no estás rodando nunca sabes si esa es la próxima película”, dijo el director. “No puedo decir todavía el nombre, lo que sí que, está basada en cinco historias de una escritora americana y transcurre parte en Texas y parte en México“.

“Si llegamos a hacerla, espero que sí, porque ya tengo la historia terminada, todo lo que queda es caracterizar, especificar algunos detalles. Sería la primera vez que salgo de España”, agregó.

Almodóvar habló en el marco del Festival de Cine de Nueva York, donde presentó su más reciente triunfo, Dolor y gloria, que es la película más personal que ha hecho hasta la fecha: “La verdad es que yo nunca sé por qué me pongo a escribir un argumento y no otro; lo hago por intuición”.

Además, recalcó que cuando empezó a escribir el guion tenía muy reciente una operación de espalda de la que se recuperó lentamente: “Fueron meses sin la posibilidad siquiera de pensar en otra película. Entonces nació de la angustia que me provocaba la idea de que físicamente no estaba en forma para hacer un nuevo filme”.

“No puedo decir todavía el nombre, lo que sí es que está basada en cinco historias de una escritora; la historia sucede en EU y México”.

En este sentido, argumentó lo difícil que fue filmar después de su intervención: “Hay veces en la vida en que tienes que apostar incluso aunque tengas muy pocas cartas ganadoras.

Todo esto ocurrió antes de Julieta (2016), no me sentía preparado para el esfuerzo, pero lo que ocurría era que psicológicamente necesitaba hacerlo. Entonces aposté a que de pronto hubiera una especie de milagro y que la situación cambiara. Durante el rodaje no sentí ninguna molestia”.