Regresan Los Derbez

Home / Portada / Regresan Los Derbez
Regresan Los Derbez

Ciudad de México, 14 May (Excélsior).- ¿Qué será lo peor que les pueda pasar a los Derbez en los bosques de Estados Unidos? La respuesta de toda persona normal sería la aparición de un oso voraz o de algún depredador de la zona, pero sabemos cómo es la familia más loca de la televisión mexicana y la respuesta para ellos es ¡no tener baño!

Con esto es suficiente para entender lo que nos depara en la segunda temporada de De viaje con los Derbez, disponible en Amazon Prime Video el próximo 20 de mayo.

«Llegamos a Yellowstone y nos tocó un espectacular gigante en el que te dicen ‘esto no es un juego, ¡es la vida salvaje!’ El año pasado tantas personas murieron por ataques de oso, bisontes, te dan las estadísticas y entiendes que estás por entrar a una zona salvaje. Una noche nos tocó dormir en la casa de campaña y escuchamos a los lobos. No saben lo que es escuchar a una manada aullando, sabiendo que no hay nada alrededor que te proteja, es un miedo, pánico; para sacar a Fiona a hacer pipí salíamos con lámparas, gas pimienta y todo el kit de supervivencia”, menciona Eugenio en entrevista con Excélsior.

Efectivamente no fue ningún animal el que los puso en peligro, sino una salida para hacer rafting (balsismo) en uno de los ríos más bravos de la zona.

«Casi pierdo la vida, exacto, Ais, pero el mundo y el de allá arriba me salvaron”, recuerda José Eduardo. Como lo vimos en la primera temporada, en sus caóticas vacaciones a Marruecos, el papá fue el inventor de todas estas locuras vividas en la naturaleza, prácticamente los Derbez emprendieron sus tácticas al estilo Bear Grylls.

Hay un par de ausencias durante este viaje. Empecemos con Vadhir, tuvo un pequeño problemita que su papi no le perdona a la fecha. Se fue a la playa y le dio covid-19 a días de partir. “¡Lo desheredaron!”, le grita José Eduardo a su carnal, después de las risas el entonces enfermo contó lo sucedido.

«No hubo manera de reponerlo. Un shock muy fuerte y de mi parte fue terrible ver cómo en un viaje así, en medio de la naturaleza y con actividades extremas, todo lo que planeé, se vino abajo y tuve que conformarme con verlos de lejos, de forma virtual, y sólo escuchar cómo la estaban pasando… Pero, acá entre nos, no me arrepiento de esas vacaciones en la playa”, se ríe, luego retoma tantita seriedad, “no, sí me hubiera gustado…”, y vuelve a interrumpir su hermano, “¡no ir con nosotros, digo, no ir a la playa!”, agrega. Si el cotorreo virtual está súper bueno, es lógica la arrepentida de Vadhir, a juzgar por lo visto.

Y la otra pérdida, Mauricio Ochmann, la expareja de Aislinn Derbez, cuya separación se oficializó en marzo del año pasado. De hecho, los que recuerdan la primera temporada recordarán la hostilidad y la explosividad entre ambos.

«En el viaje a Marruecos era otra persona”, confirma su padre, “independientemente de eso o no, por su dinámica familiar con la bebé y su marido era complicado conectar con ella, y sentí que nos habíamos distanciado un poco. En este viaje reconecté con la Aislinn de antes y fue muy bonito volver a platicar, profundizar sobre la vida, el amor, la terapia y demás”, agrega Alessandra Rosaldo.

Durante una charla para el canal de José Eduardo, Aislinn confesó que la producción del reality los obligó a ella y Mauricio a exagerar sus pleitos maritales.

Se le cuestionó a Aislinn por las condiciones o los cambios, en ese sentido, para las aventuras boscosas.

«Fue difícil para mí por ser un formato nuevo, era muy invasivo tener cámaras por todos lados en un momento donde mi vida estaba un poco tensa; el cambio de horario para Kai (su hija) fue terrible: dormía en el día y en las noches despertaba, y al mismo tiempo me sentí inhibida. Esta vez me di cuenta a lo que iba, Mau y yo decidimos que era muy pesado llevarme a la bebé, así que por su bienestar decidimos que no forma parte hasta que crezca más y decida si quiere unirse”, recuerda la actriz.