Taylor Swift en CDMX

Home / Música / Taylor Swift en CDMX
Taylor Swift en CDMX

Ciudad de México, 23 Ago (El Informador).- El próximo jueves 24 de agosto se llevará a cabo en el Foro Sol de CDMX el primero de cuatro conciertos de Taylor Swift en México, como parte de su gira The Eras Tour. Ésta es la primera presentación de la cantante en Latinoamérica, por lo que los swifties de esta parte del continente llevan años preparándose para este momento.

Durante los primeros cinco meses de la gira, llevados a cabo en Estados Unidos, los fanáticos de Taylor Swift han creado diversos «rituales» que los swifties del resto del mundo ya están tomando en cuenta para los demás conciertos.

Los friendship bracelets o brazaletes de la amistad, son pulseras elaboradas por las personas que asistirán al concierto de Taylor Swift, con la intención de intercambiarlos entre fanáticos. Las pulseras tienen frases significativas relacionadas con Taylor, nombres y letras de canciones, nombres de álbumes, etc. Algunas personas han realizado decenas de pulseras para intercambiar, y en algunos de los conciertos de The Eras Tour en Estados Unidos, los mismos fans regalan friendship bracelets a las celebridades que asisten.

Durante la canción «You Belong With Me», específicamente después de la letra «Oh, I remember driving to my house / In the middle of the night / I’m the one who makes you laugh / When you know you’re ‘bout to cry», la audiencia da un doble aplauso.

Durante la presentación de «All Too Well», la audiencia grita al mismo tiempo que Taylor la frase «F*ck the patriarchy!», incluída en la versión de 10 minutos de la canción.

Durante la canción «Bad Blod», después de la letra «Band-Aids don’t fix bullet holes / You say sorry just for show / If you live like that, you live with ghosts», la audiencia canta «You forgive, you forget, but you never let it go», que es lo que canta Kendrick Lamar en el remix de la canción.

En la canción «Delicate», después de la letra «We can’t make any promises, now can we, babe? / But you can me a drink», los swifties gritan «One, two, three, let’s go bitch!».

Tras finalizar la interpretación de «champagne problems», el público comienza a aplaudir a Taylor durante 13 minutos.